jueves, 25 de enero de 2024

La conmovedora historia del profesor que estuvo corrigiendo exámenes en el hospital antes de morir

-“Este es mi padre, Alejandro Navarro, el día antes de que falleciera, preocupado por finalizar las calificaciones para los informes de progreso”. Así empieza el emotivo post que Sandra A. Venegas le ha dedicado a su padre en Facebook, quien lamentablemente ha fallecido a causa de problemas cardíacos.

-El que fue maestro de la escuela pública de San Felipe del Río, Texas (Estados Unidos) fue ingresado de urgencia al hospital por una falla en su corazón. Pese a su pésimo estado de salud, el docente seguía teniendo a sus alumnos en la cabeza y en su maltrecho corazón. Muestra de ello es que se puso a corregir exámenes desde su ordenador portátil para que los chicos tuvieran su evaluación lista. Una imagen que fue inmortalizada y que no ha tardado en viralizarse en las redes sociales.

El poder de la fotografía va acompañado de una sentida reflexión en forma de crítica de su hija, también profesora. Sandra le da vueltas a la vocación de los profesores y lamenta que la última vez que vio a su padre en casa también estuviera trabajando: “Ojalá hubiera cerrado su portátil y disfrutado de pasar tiempo con él”, escribe en Facebook.

Y es que muchos profesores ya han interiorizado hacer horas extra en casa, algo que con la pandemia se ha visto acentuado. Por eso Sandra anima a la gente a tener más respeto por el trabajo -a veces invisible- que realizan los docentes sacrificando tiempo de su vida personal: “Agradéceles a tus maestros. Si estás casado con uno, ayúdales a establecer límites. Si eres la hija o hijo de uno, no dejes que trabajen una vez que estén en casa. Sé amable con tus maestros”, sentencia.

Un discurso que acaba con una bonita despedida en recuerdo a su padre: “Profesores no normalicemos el trabajo después de las horas laborales, no normalicemos quedarse en el trabajo hasta tarde. Eres reemplazable en el trabajo. No eres reemplazable en casa. Papá, te echaremos mucho de menos ¡Te quiero!».

-

No hay comentarios.:

Publicar un comentario